Looking For Anything Specific?

Header Ads

La botica del Dr. Miraflores: El arte del cultivo fuera de temporada


Por Dr. Miraflores

Combinando las bondades de la Pacha y optimizando la eficiencia del crecimiento en interiores podemos alcanzar el sueño de todo cultivador: el autoabastecimiento.

Para comenzar con una sala de cultivo vegetativo podemos contar con muchísimas opciones de luminarias: están las famosas lámparas de bajo consumo, los tubos fluorescentes, el mercurio halogenado y los leds. 

La luz blanca de las lámparas de bajo consumo o de los tubos fluorescentes proveen un crecimiento parejo y compacto, ideal para lograr plantas muy ramificadas y fuertes. Una de las ventajas es que casi no emiten calor alguno, por lo que no necesitan una excesiva circulación de aire. Por otro lado, el gasto es menor y eso será agradecido por tu bolsillo. Este tipo de lámparas no sirve para la floración, por lo que se recomienda su uso únicamente para la etapa vegetativa.

El mercurio halogenado es el equipo más eficaz del mercado -como decimos en el barrio, "las vas a ver crecer día a día"- y con un mes y medio de vegetativo tranquilamente las podés mandar a floración con un tamaño óptimo, aunque también cuenta con algunas desventajas, como por ejemplo el alto gasto energético y la mayor necesidad de ventilación. 

Para esta etapa necesitamos un fotoperiodo de más de 12 horas de luz, por lo que se recomienda 18 horas de luz cada 6 horas de oscuridad. Estas 18 horas las podemos combinar, por ejemplo, si contamos con una terraza a la cual le dé el sol directo de 6 horas. De esta manera, le daremos 12 horas en indoor para lograr el total recomendado.


También puede usarse el ciclo 20x4. Esta combinación entre luz natural y artificial va a lograr que la planta, una vez que esté lista para florar, si debemos hacerlo en el exterior no sufra ningún tipo de estrés debido a que se acostumbró a ambos ambientes. 

Una vez sexadas, las plantas ya están listas para la tan ansiada etapa de floración, etapa para la cual nuestras niñas quedarán en todo momento a la intemperie. ¡Pero ojo! Hay que tener precaución con las heladas y con las fuertes tormentas.

El error más común entre los principiantes del autocultivo es querer regar la planta todos los días o hasta varias veces al día. Esto es totalmente perjudicial para las plantas, ya que un exceso de humedad atrae a los hongos y afecta la correcta oxigenación de las raíces, llevándola a su temprana muerte. En invierno, la sistematización del riego es mucho menor que en verano, por lo que hay que tener mucho cuidado con dicho exceso. Se recomienda regar siempre en las primeras horas de la mañana o cuando se encienda la luz del indoor, de forma espaciada desde el tallo hacia los bordes. 

La genética que se recomienda para los cultivos mixtos son las de floración rápida (7 a 8 semanas de floración), mayormente Índicas puras o híbridos de flora rápida. Es muy difícil que una Sativa pura pueda lograr una buena floración en invierno ya que si la sacás a florar, por ejemplo en julio, cuando la planta esté aún madurando (a partir de la semana 12 de flora), el fotoperiodo cambia. En octubre las plantas vegetan porque hay unas 14 horas de luz y ya tendrías que guardarlas en oscuridad todos los días unas 12 horas para una floración correcta.

---



Publicar un comentario

0 Comentarios